La Poderosa


Revolución musical, de Zavaleta al mundo by hastalavictoriasiempre
30 junio 2009, 10:58 pm
Filed under: Entrevistas

Mientras el entrenamiento del domingo de Fútbol Popular hacía transpirar a más de uno en el potrero de Iriarte y Zavaleta, él, con humildad y entusiasmo, no se opuso a la hora de retirarse de los pases y los goles para dar en exclusiva unas cuantas respuestas jugosas y contar sus sueños y anhelos sobre una de sus pasiones favoritas: cantar y tocar la guitarra.
 
Hacía frío, pero él le puso todas las ganas y fuerzas y, con el calor de sus palabras y de su imaginación, revirtió el clima y le dio forma a lo que es, sin duda, la primera entrevista al nuevo romántico de América Latina:

Tomi tapa revista1-¿Cómo te llamás?
-Tomás y soy de Zavaleta. A mi me encanta vivir acá porque hay cancha, hay amigos y hay gente buena.

-¿Hace cuánto que cantás?
-Hace muchos años.

-¿Y cuántos años tenés?
-Cinco.

-O sea que prácticamente cantás desde que naciste.
-Sí.

-¿Qué es lo que más te gusta cantar?
-Me gustan Los Pimpinela.

La charla se interrumpió un ratito. Tomi se fue a buscar un mate cocido para calentar la garganta. Algo bueno parecía avecinarse. A los dos minutos, volvió con dos tazas.

-¿Dos tazas juntas vas a tomar?
-No, una es para vos.

Tomi empezó a ganarse al público con su humildad y su carisma y, tras unos tragos a la infusión, pidió retomar las preguntas.

-¿Y por qué te gustan Los Pimpinela?
-Porque sí. Me gustan las canciones románticas. Mi mamá compró un CD de ellos y me empezaron a gustar. Hasta en invierno canto Pimpinela.

Y como para seguir ambientando la charla, enseguida dio una mini demostración de lo que sabe hacer, puso play a su cuerpito y, pasito mediante, cruzando las piernas y moviendo uno de sus pies, comenzó a cantar un par de estrofas del clásico tema de los hermanos Galán.

Tomii-¿Quién es?
-Soy yo.
-¿Qué vienes a buscar?
-A ti.
-Ya es tarde.
-¿Por qué?
-Porque ahora soy yo la que quiere estar sin ti…

-¿Alguna vez pensás cantar en un escenario junto con Joaquín y Lucía?
-Sí. También hacer canciones y pasitos con ellos.

La gente se acercaba a escuchar al nuevo romántico en gran cantidad y se agrupaba a su alrededor. Por eso, Tomi pidió una pausa y, por favor, intimidad en la entrevista y el retiro de varios de los oyentes y curiosos que se habían amontonado.

-¿Tenés pensado tocar en un teatro o en algún estadio?
-Sí, y llenarlos también. Sueño con tocar en el teatro Colonial, en el Gran Rex y en el Luna Park.

-¿Por qué esos tres lugares elegirías para presentar un show?
-Porque me gustan y, además, ahí cantaban Los Pimpinela.

escobaguitarra-¿Qué pensás que te va a pasar por la cabeza cuando subas por primera vez al escenario y toda la gente te esté esperando para escuchar tu voz y te aplauda al salir?
-Nada, no me va a pasar nada. Pimpinela no se pone a llorar. Cantan porque les gusta. Yo estoy muy seguro de mí. Igual, antes de tocar, subiría a limpiar el escenario…

-¿Por qué?
-Porque a los que vienen a ver no les gustaría que esté sucio.

-Teniendo en cuenta que Los Pimpinela son una pareja…
-(Interrumpe) No. No son una pareja, son hermanos.

-Perdón. Teniendo en cuenta que Los Pimpinela son hermanos y son dos, ¿quién sería el que te acompañe a la hora de subir al escenario para cantar?
-No sería uno, serían muchos. Brian, Nicolás, Quiqui, Franco y todos los chicos de Fútbol Popular. Y además, invitaría al escenario a tocar la guitarra conmigo a los chicos de Guitarra.

Gran demostración de compañerismo y solidaridad con sus amigos y con sus vecinos de barrio que hacen Guitarra Popular.

-Generalmente, todos los artistas tienen una ropa especial para dar los conciertos, ¿cómo sería la vestimenta que elegiría Tomi a la hora de salir a cantar?
-Me vestiría con ropa negra. Un traje negro, medias negras y botas negras con una camisa blanca, como la remera del Fútbol Popular de Zavaleta.

-¿Cuánto saldría una entrada para ir a ver tu gran show?
-Ochenta pesos. Y si quieren que cante de nuevo hoy, me los pagan ahora.

-¿Y tenés pensado sacar un CD por estos días?
-Sí, el domingo que viene.

A la espera del gran acontecimiento que emociona al barrio y a toda Latinoamérica, Tomi pidió un corte final a la entrevista y, escondido detrás de su amigo de baja estatura quien lo presenta, se despidió cantando otro acústico de su ya clásico “Olvídame y pega la vuelta” y, por supuesto, gratis.

Tomi autógrafo-Tomi, una sola cosa más y te dejamos ir, -le piden los presentes exteriorizando la inevitable fascinación hacia la revelación artística de la música romántica- ¿nos firmás un autógrafo, por favor?
-No firmo autógrafos, pero bueno… dame tu cuaderno.

Ahí se va eufórico y sonriente, entre la multitud, el nuevo ídolo de la música romántica, a cococho de uno de sus fans. Saludando a su público. Tirando besos. Creciendo, como todo Zavaleta.

Anuncios


TV, la mirada: ¿En cue stamos pensando? by hastalavictoriasiempre
29 junio 2009, 4:21 pm
Filed under: En cuesta ascendente


Formándonos en ronda by hastalavictoriasiempre
26 junio 2009, 2:48 pm
Filed under: La Poderosa en Buenos Aires

Apoyo escolar y popular

El reloj marcaba que apoyo estaba por terminar, pero desde hacía ya unos cuantos miércoles eso significaba que era hora de armar la ronda final, donde charlamos, jugamos y reflexionamos. La consigna del día era simple, formar grupos, formar palabras, formarnos a nosotros.

apoyoPApenas se hizo la propuesta había más de una predispuesta y más de uno se ponía a decir y hacer. Y no eran sólo dos. Se sumaba, pero en círculo y al compás de las voces y los cuerpos, porque las hojas cuadriculadas y los útiles de matemática estaban ya descansando. Y empezaron a volar animales, y no sólo alados, nombres, y muchas cosas más. Volábamos y volaban palabras con las que decidíamos describir nuestras realidades, y después las plasmábamos en afiches para que quien quisiera ver pudiera, y quien no también.

apoyop2Entonces podíamos hacer observaciones y opinar, pero no desde las alturas… O sí, pero todos desde la misma altura, aunque con diferentes ángulos. Así, en el cierre de la actividad, Mari, una pequeña que hacia sólo unos minutos planteaba sus dudas acerca de las recreaciones grupales, sentenció una muestra de sabiduría y transformación: “Jugando juntos, algo puede cambiar”. Y, sin duda, no solamente sus dudas son las que pueden cambiar…



Zavaleta, el barrio by hastalavictoriasiempre
25 junio 2009, 10:38 am
Filed under: La Poderosa en Buenos Aires

Zavaleta

Zavaleta, un núcleo habitacional que se suponía transitorio hace 40 años, se volvió barrio desde sus orígenes, por la construcción histórica de sus propios habitantes. Cada día, al amanecer, la avenida Iriarte se puebla de vecinos que madrugan para salir a trabajar, aunque sea en negro, aunque el salario no dure para más que unos días. Miles y miles de guardapolvos, a la misma hora, pintan el marco de las escuelas, que no tienen vacantes suficientes para contener tanta voluntad de aprender, de desarrollarse. Ahí, en el medio de esa vorágine de trabajo y educación, hay una montaña de escombros abandonados. Son las viejas casillas derrumbadas por el Gobierno de la Ciudad hace casi dos años, que instauró la promesa de sembrar viviendas dignas. La infraestructura nueva no ha empezado todavía. En cambio, hay un foco infeccioso que tapa las cloacas y pone en peligro a los chicos de la zona. Ni ése, ni otros tantos obstáculos en la vida cotidiana de Zavaleta, han sido suficientes para abolir las ganas de crecer de una comunidad que sigue apostando a construir colectivamente. Cada semana, los vecinos del barrio comparten reuniones para decidir qué camino tomar, para mejorar su calidad de vida. Y en ese sentido, el rival de turno en los últimos meses venía siendo la estigmatización mediática. No hay en el barrio quien niegue las consecuencias lógicas de la exclusión y la ausencia del Estado, pero frente a eso, el mensaje a la sociedad que nace de la asamblea de vecinos es que, mucho más allá de la previsible expansión del paco en los sectores más vulnerables y de cualquier novedad propia de la lógica que facilita los enfrentamientos entre barras del fútbol, está el pueblo solidario de Zavaleta, construyendo su propia dignidad.



VIVIR PARA NOSOTROS by hastalavictoriasiempre
24 junio 2009, 7:21 pm
Filed under: Una cultura latinoamericana

Mugica6

Desde la diversidad religiosa y desde la reivindicación de los hombres que lucharon y siguen luchando por una sociedad más justa, queremos compartir un texto escrito por el Padre Carlos Mugica, quien vivió para su militancia y murió asesinado a causa de su compromiso social.

Meditación en la villa

Mugica4Señor, perdóname por haberme acostumbrado a ver que los chicos, que parecen tener ocho años, tengan trece:
Señor, perdóname por haberme acostumbrado a chapotear en el barro; yo me puedo ir, ellos no;
Señor, perdóname por haber aprendido a soportar el olor de las aguas servidas, de las que me puedo ir y ellos no;
Señor, perdóname por encender la luz y olvidarme de que ellos no pueden hacerlo;Mugica2
Señor, yo puedo hacer huelga de hambre y ellos no, porque nadie hace huelga con su hambre;
Señor, perdóname por decirles “no sólo de pan vive el hombre”, y no luchar con todo para que rescaten su pan;
Señor, quiero quererlos por ellos y no por mí. Ayúdame.
Señor, sueño con morir por ellos: ayúdame a vivir para ellos.
Señor, quiero estar con ellos a la hora de su luz. Ayúdame.



La moto se detiene este miércoles, para que te subas by hastalavictoriasiempre
23 junio 2009, 5:15 pm
Filed under: La Poderosa en Buenos Aires

Poderosa

Como cada mes, La Poderosa en Buenos Aires sigue convocando a todos los que quieran aportar desde la acción a esta construcción colectiva, que apunta a transformar la realidad, desde el anonimato, el voluntariado y la educación popular, mientras nos vamos transformando a nosotros mismos. Por eso, volvemos a realizar una reunión de presentación, sentados en ronda y mirándonos a los ojos, para repasar las bases de la organización, reflexionar sobre los problemas que nos  movilizan y, conjuntamente, consensuar y decidir qué rumbo tomar.

Invitamos este miércoles 24 de junio a las 21 a todos los que quieran participar, aportar su mirada crítica, ideas, compromiso o sumar nuevas propuestas, a encontrarnos en la esquina de Constitución y Catamarca, para hacer una Latinoamérica más justa, unida y latinoamericana, a través del espacio de chicos en situación de calle, plan de alfabetización, Guitarra, Apoyo, Fútbol, Murga popular o una nueva actividad que siempre puede estar por nacer. Te esperamos.



Que no nos mate ni nos haga torta la apatía by hastalavictoriasiempre
18 junio 2009, 2:15 pm
Filed under: La Poderosa en Córdoba

Córdoba2
El mate cocido es en muchos lugares una infusión especial para pasar la tarde otoñal. Para otros es el líquido saborizado que, acompañado de un pedazo de pan, engaña el estómago. Usos del mate cocido, diversidad de realidades y prácticas culturales. En Bajo Yapeyú  el mate cocido es popular y tiene un gustito propio.

CórdobaA la canchita que se está armando en este barrio cordobés, los chicos le han metido horas, horas y horas de hombros, manos, fuerzas, cabezas, entusiasmo, sudor, ganas, risas. Un momento de descanso para relajar los cuerpos se hizo necesario. Después de la participación colectiva de la comunidad para transformar un espacio yermo en una canchita, después de dos fines de semana de acción, de palas, de picotas y de cal, después del frío, dos voces vecinales se alzaron. Una era la de una madre con la predisposición siempre a flor de piel. Su ofrecimiento fue conciso e integrador: mate cocido para compartir. Más allá de las palabras, ella estaba lista para arremangarse y dispuesta a brindar su casa para calentar la olla con agua, encender el fuego y preparar la infusión. La segunda voz era la de Yésica, casi, casi de doce años, y una asidua participante de las actividades en el barrio. Sería su cumpleaños en breve. ¿Su propuesta? Compartir una torta hecha por su mamá y pasar un momento junto a los chicos y chicas de Bajo Yapeyú. Muchas voces se entusiasmaron y se sumaron. Las iniciativas eran compatibles y así se acordó entre todos.

Córdoba3Al sábado siguiente, tarde perfecta para un mate cocido calentito y algo para la panza. Tarde perfecta porque el barrio se había puesto en acción. El apoyo popular tenía lugar. Otros chicos y chicas preparaban la canchita con todo el arsenal de herramientas; también había que pintar las líneas y poner los arcos. Mientras el agua se calentaba, la yerba y el azúcar esperaban su turno. Yésica tenía lista la torta. Se sentía olorcito a merienda popular. Por fin había llegado el momento. En una ronda, después de una jornada de mucha actividad, los chicos aguardaban el mate cocido y algo sólido para recuperar energías. Había para todos, condición siempre esencial para compartir algo en Bajo Yapeyú. Con el primer sorbo, no hizo falta decir nada más. Algo nos une. Y es más que harina, agua, yerba y azúcar.