La Poderosa


Construyendo futuro by hastalavictoriasiempre
23 marzo 2009, 12:41 pm
Filed under: Trabajo Voluntario

 

construyendo-futuro1

 

El calor del marzo cordobés apabulla a muchos. Una siesta y una calma interminables parecen mecerse sobre la tierra. Pero sólo es apariencia. Debajo del sol, el ajetreo continúa, la vida sigue y despiertos los barrios buscamos en cada esquina la posibilidad de transformarnos genuinamente. No por medio del fruto de dádivas efímeras con sabor a egoísmo, ni por el oportunismo figurativista. Se trata del sudor vecinal arraigado en el convencimiento del poder de cambio que tiene nuestra comunidad en su base. Y entonces se grita cambio en Bajo Yapeyú, de adentro hacia afuera, del único modo que se puede gritar. Un pequeño cambio pero con mucha fuerza: limpiar un predio del barrio, atiborrado de yuyos altísimos, de malezas espinosas, piedras, bichos y vidrios, para cumplir con el sueño de crear un espacio comunitario con  una canchita de fútbol y un centro de recreación.

 

construyendo-futuro2

 

El Campito de Todos fue de todos. Los chicos y chicas de Bajo Yapeyú resolvieron participar activamente de la construcción y se volvieron los grandes protagonistas de la jornada de trabajo. Ansiosos y provistos de una voluntad de ensueños, nacida del compromiso con su barrio, se arremangaron las remeras y le pusieron los hombros a la tarde. Algunos eran duchos con el machete y otros preferían las palas para cavarse un hueco en el equipo, entre los arrancadores manuales de yuyos, los acarreadores de escombros, los apisonadores de tierra,  los recolectores de malezas y los aguateros solidarios del refresco indispensable. Pero también los vecinos mayores fuimos parte de la jornada, puesto que los padres equiparon de herramientas a sus hijos, mientras que otros vecinos ofrecieron las picotas, palas y machetes para el trabajo en conjunto. Ante las vecinas que acercaban jugo revitalizante para los esforzados trabajadores, la maleza fue cediendo a la voluntad de los picos y tijeras, que paulatinamente moldeaban el paisaje. Todos abríamos los ojos bien grandes y nos reconfortábamos con la tarea. Queda mucho por hacer, sí, pero fue el principio de algo grande. La historia continuará. Habrá que decidir la ubicación de la cancha, poner los arcos, pintar las líneas… Nos espera una ardua tarea. Bienvenidas sean para entonces todas las manos, todas las ideas, todas las ganas y todo el compromiso comunitario.

 

Anuncios


Una pinturita by Pablo Lisotto
11 septiembre 2007, 12:14 pm
Filed under: Trabajo Voluntario

unapinturita1.jpg

No pasó por ahí la mano del Estado, ni la ondeada de alguna ola electoral, de esas que traen agua fresca por un rato, pero en seguida se van y sólo dejan basura, o conchillas. Tampoco pasó por ahí la estrategia publicitaria de una empresa que explota a los vecinos, ni la ráfaga benéfica de algún puntero con hambre de campaña… La única campaña que hace ruido en el barrio, es la campaña del equipo de Fútbol Popular de Zavaleta, que se arremangó hasta el hombro, para remodelar la canchita de Iriarte.

Ahí se puede ver. Ya no están desordenadas las viejas alfombras, ni quedan pozos en la tierra, ni agujeros en el alambre. Todo eso se arregló, con el trabajo voluntario de todas las categorías. Y así también comenzaron a llegar manos amigas. Una cascotera vecina acercó un volquete con polvo de ladrillo para emparejar el suelo, mientras que los muchachos de la ranchada vecina se comprometieron a aportar los focos, para que pronto también haya iluminación.

Poco a poco se fue avanzando en la obra, entre picos, palas y muchos amigos. Y la última semana llegó el momento de pintar los arcos de blanco y negro, los colores de la camiseta de Zavaleta desde que el Coreano, de 8 años, justificó que “así, nos representa a todos, los blancos, los negros…”.

unapinturita2.jpg

Los próximos domingos de septiembre, continuará el trabajo en la canchita. Habrá que conseguir una nueva montaña de polvo de ladrillo, y suficientes manos como para poder movilizar hasta el córner un poste que permitirá completar el alambrado. De materiales, se necesitan redes, precintos, goma espuma, cal, y propuestas para encontrarle una solución definitiva a las líneas del potrero.

El proyecto consensuado entre grandes y chicos planea terminar la obra este mes, para poder finalmente realizar un gran festival de inauguración, que compartiremos en familia.
Si no conocés el barrio, o si nunca viste jugar a un equipo de fútbol popular afuera de la cancha, te invitamos a Iriarte y Zavaleta, cualquier domingo, a las 10 de la mañana, a trabajar con los chicos y los vecinos en la construcción de un mundo mejor.



La tierra, para quien la trabaja by Pablo Lisotto
4 agosto 2007, 3:07 pm
Filed under: Trabajo Voluntario

latierraparaquienlatrabaja.jpg

Demasiados años pasaron dándole vida a ese suelo, como para que ahora quisieran deforestarlo de arcos, de redes, de caños, de gambetas, de alegría, de pibes. Las nuevas viviendas, sobre Iriarte, le fueron haciendo sombra al histórico potrero de los pibes de Zavaleta, pero la amenaza de que plantaran un edificio, justo ahí, caducó… No será posible, a no ser que acepten dejar la canchita en la planta baja.

Después de la entrega simbólica de las llaves de los nuevos departamentos, realizada por el propio Jefe de Gobierno, ante los medios y en la previa de las elecciones que perdería, un sorpresivo imprevisto retrasa ahora la entrega de las viviendas construidas justo enfrente de la cancha y el comedor. Pero por si fuera poco, en la más lógica y pacífica de las manifestaciones, no ya para pedir pan y trabajo, sino para pedir coherencia, justo ahí, se reprimió a los vecinos, y también a los pibes.

Más tarde que temprano, pero seguramente pronto, se urbanizará una parte de Zavaleta, y algunas tiras ya no estarán donde están, según los planes del Gobierno de la Ciudad. La canchita, en cambio, sí estará donde está, según los planes de los vecinos. Por eso, el domingo 19 de agosto hubo jornada de trabajo voluntario en el barrio.

Todas las categorías del Fútbol Popular de Zavaleta se arremangaron y tomaron las palas, las escobas y los rastrillos, para empezar a arreglar el potrero. Como defensa del derecho de los pibes a jugar al aire libre, se inició entonces la cirugía estética de un espacio público que no van a extirpar.

Se levantaron algunas viejas alfombras, a la cuenta de tres, con brazos gordos, brazos flacos, brazos peludos y bracitos, y se taparon por fin viejos y grandes pozos, mientras otros cavaron las lomitas de los laterales, y otros tantos emparejaron los desniveles del suelo.

Así empezó la obra voluntaria y comunitaria, que seguirá el próximo domingo 2 de septiembre, desde las 12 del mediodía. Para entonces, se necesita: polvo de ladrillo, transporte para trasladarlo, tierra, pintura blanca, ladrillos, cemento, caños para el soporte trasero de los arcos, goma espuma para cubrir un poste de luz, y muchas, pero muchas manos.



Una mano sola nunca será aplauso by Pablo Lisotto
28 septiembre 2006, 12:00 pm
Filed under: Trabajo Voluntario

¿Alguna vez experimentaste la sensación de trabajar sin salario, para otro? Probablemente, una pasantía, un sueldo negro, un viático transparente o cualquier otra careta de la explotación te haya puesto a sudar para que otro se lleve la valía plus de tu trabajo. No está bueno.

Pero, ¿alguna vez experimentaste la sensación de trabajar sin salario, por otro? No hay remuneración más grande que la satisfacción del accionar comunitario, la recompensa del trabajo en sí mismo, la entereza de tal desarrollo personal y colectivo, y la alegría de pensar que basta la conciencia para moverse, para comprometerse, para equiparar las injusticias “divinas”, para ser humano.

Si Gómez tiene pan y Pérez tiene fiambre, Gómez y Pérez, juntos, crecen más. ¿Cuánto tardarán Gómez y Pérez en hacer 1500 sandwiches? Supongamos, 3 días. Con 15 voluntarios, en una jornada que incluye risas, picnic, música y nuevos amigos, los 1500 sandwiches estarán listos en 5 horas, y durante dos días y medio Gómez y Pérez estarán libres y contentos, para ayudar a otros vecinos con su trabajo, mientras construyen, y construimos, la valía plus de sentirnos compañeros, en la construcción de un mundo mejor (ni hablar, si Gutiérrez tiene mayonesa y González, ganas de untar).



Próxima jornada de trabajo voluntario by Pablo Lisotto
26 septiembre 2006, 6:14 pm
Filed under: Trabajo Voluntario

 La última jornada de trabajo voluntario consistió en pintar el comedor de Nelly. En los próximos días, estará especificada la obra y la fecha exacta del siguiente desafío, que seguramente será entre fines de octubre y principios de noviembre.

Desde ya, te invitamos a sumarte a la propuesta, organización y puesta en práctica de las jornadas, y te invitamos a invitar, a todo aquel que se quiera sumar a vivir días de fiesta.

Convoquemos a quienes puedan darnos ideas, a quienes puedan darnos experiencia, a quienes puedan darnos los materiales, a quienes estén desocupados, a quienes estén más ocupados, a quienes lleven comida, a quienes lleven sonrisas, convoquemos a todos.

Y así, como Pérez y Gómez, seguramente, vamos a crecer más.



Importante by Pablo Lisotto
26 septiembre 2006, 5:55 am
Filed under: Trabajo Voluntario

 Ningún socio de La Poderosa reúne todos los recursos, conocimientos cibernéticos, tiempo, cámara de fotos, grabador, ganas de escribir, condiciones para diseñar, varios años como sociólogo, buena memoria, velocidad para actualizar y capacidad de construir solo una fuente de reflexiones colectivas.

Ni uno cumple con todos los requisitos, pero todos juntos tenemos este blog.